Póntela y… ¡ROMPE POR DONDE VAYAS!

Póntela y… ¡ROMPE POR DONDE VAYAS!

Seamos sinceros, a todos nos gusta gustar, y una de nuestras armas más potentes es nuestro olor. 

 

El problema viene ahora, ¿qué perfume me compro? ¿con qué colonia me identifico? Pues bien, es cuestión de investigar y tienes la suerte de que hoy te vamos a dar la solución. 

 

Tip #1: 

 

Identifícate.

Tenemos que ser francos, y saber quienes somos. A partir de ahí buscar el olor más acorde con nuestro estilo de vida. Si eres más cañero elegirás un olor más intenso y si eres más tranquilo elegirás algo más fresco y ligero. 

Parece difícil, pero una vez lo encuentres sabrás que es el tuyo. 

 

 

 

Tip #2:

 

¿Lunes eterno en la oficina?, ¿copas improvisadas en un local conocido?, ¿comida con tus suegros?... 

Igual que según el plan que tengas llevas un look u otro, la colonia que elijas no tiene que ser menos. Es una decisión tan importante como la de ponerte unas botas divertidas un día de lluvia.

 

Tip #3: 

 

Prueba. 

Pruébate muchas. No tengas miedo, en Les Aromes tenemos toda la paciencia del mundo. Que sepas que es importante probar el perfume en la piel, ya que cada persona lo siente de manera distinta. 

 

Tu piel es tuya y tu olor también. 

Tip #4:

 

¡Y que vivan las estaciones!

En un verano con 30º de media, tus poros están más abiertos que nunca y lo que menos pega es un perfume intenso cuyo aroma se incremente todavía más por culpa de la temperatura. Por eso en este tipo de días eternos te recomendamos una fragancia más fresca y cítrica. 

No sería tontería apostar por aguas de colonia, que son esencias más frescas dado que su concentrado es la mitad que la del perfume.

 

Tip #5: 

 

¿No sabes como hacer para que ese olor sea eterno?

Sinceramente, y sintiéndolo mucho… es imposible. Pero en lo que si te podemos ayudar es en alargar su duración. ¿Qué cómo? Aplicándolo en las zonas claves como los puntos de pulso del cuerpo: las muñecas, detrás de las orejas, codos, cuello y pecho. Estos puntos actúan como difusores del perfume dado que son las áreas más calientes de nuestro cuerpo.

 

 

Tip #6:

 

Adiós a los prejuicios.

No estás loco, la colonia no entiende de sexos. Hay mujeres que se atreven con una colonia más masculina y hombres que prefieren que su esencia sea algo más afrutada. Es un mundo tan personal que no existen límites.

Acuérdate de esto.

 

Bueno, ¿te ha quedado claro?, ¿más fácil imposible no?

 

En cuanto la encuentres, póntela y… ¡rompe por donde vayas!

All comments

Leave a Reply

back to top